lunes, febrero 28, 2005

Perdí la calma

La perdí hace tiempo, creo que al empezar el año, tal vez mucho antes, tal vez nunca la tuve, tal vez esté loca, cada día estoy más convencida de ello.
Ahora, supongo que mi calma se limita a no sentirme sola, por eso no la tengo, porque hace demasiado tiempo que no me abrazan de verdad. Necesito uno de esos abrazos en los que hundes la cabeza en la otra persona y aspiras su olor para saber q está ahí, y te aprieta fuerte para expulsar del pecho ese vacío que te invade y llenarlo de su presencia. Y puede que sea triste pensar que ese abrazo sólo lo imagino con un par de personas que seguramente no me lo den. Y puede que sea aún más triste saber que mi esperanza va y viene pero yo me quedo soñando y tú te quedas en mi sueño sin que yo pueda (tal vez porque no es posible, tal vez sólo porque no me atreva) hacer nada por traer ese sueño a mi realidad.
Y tal vez debería callar una vez más, como siempre, pero tú lo has dicho, no es bueno callar.


Me quedaré esperando, como siempre, supongo que mi vida es sólo cuestión de tiempo.

15 comentarios:

diego dijo...

somos 2
como extraño esos abrazos

Amélie Poulain dijo...

Qué bien descrito ese abrazo, me ha recordado tanto a algunos...

Y nada, que yo te mando uno, aunque sea distinto al esperado y de lejos, espero que algo llegue.

oracle dijo...

el valiente no es el que desafía la muerte, sinó el que aprende a vivir con ella al lado. Ser valiente no consiste en atreverse a todo, pero sí tener claro lo que uno desea. creo que usted es suficientemente valiente como para desear ese abrazo, ahora que ha hecho lo más difícil no se conforme. lo que resta es simplemente terrenal.

Bergeronnette dijo...

No calles, y pide los abrazos que necesites. Vive tu sueño, y trata de traerlo a la realidad, tal vez los abrazos soñados no sean iguales a los reales, pero harán sentirte viva.

Besos

Ramón dijo...

La verdad es que yo ahora mismo vengo de un mundo paralelo. Bueno, no; ni siquiera vengo, es que no he salido de allí. Y eso que llegué a casa a las doce. No me lo esperaba y ahora me quedo aquí, como siempre, con la cara de bobo y sin saber qué pensar. O qué sentir, lo que es aún peor.

Creo que, al final, todos pecamos de silencio. Unos callan unas cosas y otros otras diferentes. Yo peco de 'esconder' el pasado, sea bueno o malo. Quizá es miedo a no ser comprendido, o miedo a no comprenderme a mí mismo. Quizá simplemente es miedo a reencontrarme conmigo mismo y con mis acontecimientos. Me quedan tantas cosas por contar(te)...

Ramón dijo...

P.D.: no sé quién empezó a decir eso de 'los fantasmas del pasado', pero le doy la razón: existen.

Uno que mira dijo...

Lo confieso:
A veces he cruzado las líneas enemigas, he traspasado lo que muchos llamáis
muros
y ni siquiera llegan a peredes.

He caminado (un paso,
dos,
acaso tres en noches memorables)
las sendas del mundo de lo impropio
y me he dejado llover
por tantas cosas;
por placer,
por ser malo y sentirme vivo
por encontrar lo que de sangre
tiene la tristeza.

Y sin embargo aún puedo decir:
«esta es mi vida y este es mi sueño»
y entre esa sombra y esa luz
hay una línea,
una senda del mundo de lo impropio,
un muro
intactos todavía.


P.S. "No te salves / ahora ni nunca / no te salves / no te llenes de calma"»

niria dijo...

No,callar no es bueno. Expulsa su ausencia de tu alma y llénala de calma contenida. Algún día tendrás ese abrazo y puede que entonces su presencia te recuerde que la calma estaba dentro de ti, que sólo tú puedes sentirla y hacer con ella lo que desees. Unos días le puedes cantar nanas, otros hacerla un pelota de papel y lanzarla al fuego, extrañarla, odiarla, esperarla o simplemente afincarla en tu interior y usarla cuando gustes.

Alguien dijo una vez que el amor no se mide por lo que sentimos por la presencia de alguien, sino por lo que lloramos su ausencia...

Un abrazo desde otra cara oculta del mundo, desde un lugar con calma a ratos y ausencias la mayoría.

Naia dijo...

Las ausencias y los silencios me hacer perder la calma, y a veces no tenemos esos brazos en los que cobijarnos para intentar recuperarla, sin embargo, aunque intento practicar el arte de callarme, al final nunca logro contenerme, y tampoco creo que sea bueno.

Ahora mismo me callo, pero la tempestad me tambalea por dentro y no se cuanto tiempo podre contenerla.

Azdumat dijo...

Los abrazos son siempre reconfortantes d1ego, deberían recetarlos los médicos jeje

Gracias Amelie, los abrazos inesperados se agradecen muchísimo, muchas veces es lo que no se espera lo que más nos anima a seguir con la sonrisa en los labios ;)

Oracle por favor no me trates de usted que me haces sentir vieja y aun me faltan más de 2 semanas pa los 20... Debo ser muy valiente entonces, porke sé lo que deseo y muchas veces lo consigo :)

Galatea, estoy aprendiendo a no callar, aunque me cueste. Los abrazos soñados no me reconfortan como los reales, por suerte he descubierto que si pido un abazo tengo quien me lo de :)

TxaNGoR de mi corazón... me tienes que contar mucho aún pero dejemos que el tiempo revele poco a poco tu escondido pasado, a mi no me gusta preguntar, así que con calma...

Mirón mío, trankilo, creo que jamás podré llenarme de calma, en realidad me encanta saltar de un lado a otro de la línea.

Ese dia resulto estar mas cerka de lo q pensaba, Irenikus, y esa calma que me ha dejado me la voy a guardar para dosificarmela y tener siempre aunke sea un pokito. La frase sobre la ausencia es preciosa. Y no dejes que tu mundo se llene de ausencias sin llenarlo de buena compañia.

Naia, no es malo dejar fluir las tempestades aunque tal vez si no las retuvieras en silencio, serían pequeñas lluvias de esas primaverales que se acerkan. No calles, no contengas, he comprobado que es mejor evitar el silencio y cederle la palabra a nuestro corazon de vez en cuando.

tormentadeletras dijo...

duende:

porque sera que a algunos nos cuesta tanto recibir ese abrazo???
porque creen que no lo aceptaremos???
porqueeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee

duende bella----------------abrazo comprensivo!!

desde el sur del mundo,te leo

digler dijo...

un abrazo para no caer, otro para revivir el valor... todos necesitamos un abrazo, pero para recibirlos hay que comenzar por darlos. suerte

Zlinx dijo...

Tiene cojones que tantos pensemos lo mismo y tantos nos mantengamos en este estado...

Tenemos móviles, televisión, PCs, iNet, messenger.... Pero en este mundo FALTA comunicación de forma grave.

Zlinx dijo...

Permíteme añadir que este post me llena de frustración...

(Pero no te enfades, no es culpa tuya... Movidas mías ;) )

Azdumat dijo...

Gracias tormentadeletras! Otro abrazo para tí, parece que ya empiezo a aprender a pedir los abrazos :)

Digler, te mando un abrazo! ;P

Zlinx, tienes toda la razón, deberíamos empezar por decirnos lo que realmente hay que decir y dejarnos de banalidades tecnológicas... Lamenteo q mi post produzca ese efecto :S